Artículos Sociedad

CORONAVIRUS: LA REAL SITUACIÓN EN ITALIA

colosseo roma coliseo
colosseo roma coliseo

CORONAVIRUS: LA REAL SITUACIÓN EN ITALIA

Si queréis saber que ha pasado y que esta pasando en Italia en lo referente al coronavirus, aquí os contaremos la situación real, como está viviendo la gente reclusa en la cuarantera, los principales acontecimientos que han ocurrido tras el brote del Covid-19 y las noticias más relevantes y chocantes entorno a esta crisis sanitaria.

Después de que el número de contagios ha aumentado drásticamente en Italia en relación al resto del mundo, exceptuando el foco di Wuhan y el resto de la China, han surgido avalanchas de noticias tanto locales como internacionales escritas en un ímpetu de miedo, aprensión y terror generalizado.

De hecho la reacción de los medios de comunicación en Italia está siendo excesivamente alarmista. Tanto en los telediarios como en todo tipo de programas televisivos han sido y están siendo invadidos por noticias alarmantes sobre muertes indiscriminadas por el presunto ataque viral desconocido que ha sorprendido inesperadamente a toda la población. Los continuos contagios aumentan exponencialmente en cuestión de horas y el desconocimiento de este presunto virus “letal” han descolocado completamente las autoridades sanitarias y gobernativas italianas.

Las informaciones sanitarias ministeriales contradictorias, dispares y poco resolutivas, están demostrando la evidente incapacidad del gobierno italiano en saber analizar eficazmente posibles soluciones y tomar decisiones concretas y efectivas para contener y solucionar esta crisis sanitaria.

Evidentemente la gente se ha visto desamparada ante un gobierno incapaz de mantener la seguridad ciudadana, el cual carece de la solidez y la coordinación ejecutiva, necesarias para adoptar medidas eficaces que contengan y solucionen esta crisis sanitaria. La falta de coherencia en afrontar esta crisis ha provocado un pánico colectivo difícil de contener tanto o más que el mismo virus.

ESCENAS Y SITUACIONES SURREALISTAS EN ITALIA:

HORROR EN EL HIPERMERCADO

CORONA VIRUS: la real situación en Italia supermercado mascarilla pánico coronavirus

No, no estamos hablando de la canción de Alaska y los Pegamoides, sino de algo todavía más surrealista. Al poco de brotar la noticia de que la difusión viral había llegado en algunas zonas del norte de Italia o estaba ya allí desde hace tiempo (?) (lee más sobre esto abajo), la gente empezó a sentir un terror y sentimiento de amenaza a ellos familiar. El instinto de sobrevivencia típico de los tiempos de guerra, aún presente y vivo en la memoria colectiva italiana que tanto se siente en la cultura, tradiciones, educación y por tanto en la conciencia popular. De hecho en Italia, la presencia del pasado está profundamente arraigada en el presente, como podemos ver en hechos cotidianos, tradiciones, modos de hablar, ideas preconcebidas que encuentran su origen en el pasado; por lo que no es de extrañar que el mismo gobierno y los medios de comunicación italianos han declarado que esta situación de emergencia es comparable a un estado de guerra, para ellos cercano, (tanto es fuerte su conexión con este tipo de situaciones que provocan pánico y descontrol social, donde la sobrevivencia individualista egoísta sobresale sobre otros aspectos humanos, como pueden ser la solidaridad, el respeto, la responsabilidad y el compromiso social).

El ejemplo y consecuencia de esta mentalidad, la hemos podido observar estas últimas semanas e incluso hoy día, si entramos en cualquier supermercado de alguna ciudad o pueblo italiano. Escenas surrealistas donde las personas llevadas de un ansia irracional, acaparaban compulsivamente alimentos y productos de los cuales creían tener una necesidad prioritaria e imprescindible. Llegando a un nivel incivil, agresivo y fuera del sentido común. Se han podido ver innumerables escenas de disputas y altercados con el fin de apropiarse de los últimos víveres disponibles en las estanterías de los comercios, ya saqueadas por la avalancha repentina de clientes que ha dejado los negocios tiritando y a los empleados con mayor trabajo extra por los continuos camiones de abastecimiento de mercancías. ¿Cómo es posible que prevalga este pánico exaltado antes que el sentido común y la racionalidad?

FUGAS DE LAS ZONAS ROJAS

CORONA VIRUS: la real situación en Italia gente cuarentena mascarilla pánico coronavirus

En estas últimas semanas se ha adoptados algunas medidas cautelares en las llamadas zonas rojas (en la zona septentrional de Italia), donde por motivos de seguridad se han instaurado la llamada “cuarentena” o zona restringida en las cuales no es permitido ni la salida ni la entrada a la población civil.

En esta ocasión de nuevo se han verificado casos de fuga, es decir, muchas personas han infringido la normativa de cuarentena, evadiéndose de los límites contenidos por las autoridades. En algunos casos para escapar de la contención por miedo al contagio, refugiándose en casa de otros familiares fuera de la zona roja. Pero en otros casos, los fugados decidían pasar simplemente algunos días de relax y diversión (a menor precio dado el bajón económico) en zonas de montaña turísticas, esquiando, etc. para después regresar como si nada, de nuevo a la zona roja donde tenían su vivienda habitual, pasándose las normas de cuarentena por alto, por no decir otra cosa.

Ahora, desde el 10 de marzo ha entrado en vigor un decreto por el cual toda Italia es zona naranja. Las anteriores zonas afectadas del norte han cesado de ser zonas rojas ya que han superado los días de cuarentena. Al respecto no dejan de haber desacuerdos y quejas tanto por parte de las autoridades gobernativas de las zonas restringidas anteriormente que por los mismos ciudadanos que se ven, después de haber superado la cuarentena, expuestos nuevamente a nuevos riesgos de contagios.

HACER COMPRAR UNO SOLO POR FAMILIA Y OTRAS RECOMENDACIONES

CORONA VIRUS: la real situación en Italia gente cuarentena mascarilla pánico coronavirus lavar manos higiene

El decreto del 10 de marzo extendido a toda Italia, permite salir de casa en tres casos: Por trabajo, por necesidades como hacer la compra y situaciones de emergencia de salud. Es de sentido común ser responsables y limitar las salidas al mínimo, por ello han surgido algunas recomendaciones tanto en los programas de televisión como por parte de algunos servicios sanitarios y públicos, que recomiendan algunas medidas cautelares para la prevención del contagio. Por poner un ejemplo, podemos decir que sería recomendable que solamente una persona por núcleo familiar vaya a comprar, para evitar excesivos aglomeramientos innecesarios en las zonas comerciales públicas.

De esta manera la movilidad personal está restringida, a solo lo imprescindible y necesario. La nueva normativa indica de quedarse en casa, evitar los contactos externos, incluso con familiares, y sobre todo con ancianos (más vulnerables al coronavirus). Cualquier persona que salga de casa fuera del territorio delimitado de su ayuntamiento debe tener un documento autocertificado especificando las razones de su “paseo”. Es decir, especificar los motivos por los cuales se encuentra fuera de su casa, que pueden ser por motivos de trabajo que se reputen imprescindibles, para hacer la compra y de salud. Es tanta la falta de coordinación y de decisión que la autocertificación ha cambiado y esta cambiando en cuestión de días, ocasionando confusión entre la población que no termina de entender las limitaciones ni el modo de poder seguir la ley impuesta del decreto.

Aquí como en otros aspectos de las medidas sanitarias existen muchos puntos grises, que carecen de explicación y ni siquiera han sido contemplados, pero que resultan ser un problema en la aplicación real en la vida cotidiana de las personas. Por ejemplo, según el decreto las personas que viven en pueblos no pueden salir de él, salvo que por estas excepciones. La incoherencia viene por parte de algunos ayuntamientos y autoridades de la guardia civil de algunos pueblos, que extreman las recomendaciones no respetando el decreto el cual efectivamente permite la salida por los motivos que hemos indicado anteriormente, imponiendo que la compra se realice dentro del pueblo, para favorecer la economía del los negocios locales. A este respecto, tenemos que tener en cuenta que el decreto no ha limitado hacer la compra exclusivamente dentro de la zona de residencia, y por tanto esta imposición es un abuso por parte de estos ayuntamientos, ya que limita la libertad más allá del decreto nacional. No es la primera vez que cuando surge una crisis y consecuentemente la posibilidad de una especulación al respecto, el pueblo italiano siempre es el primero en aprovecharse.

Evidentemente, la necesidad de hacer la compra es algo fundamental y que siempre que sea posible, convendría hacerla en la zona en la que se reside, por sentido cívico. Pero no siempre es posible. A veces, se necesitan productos específicos, tanto alimenticios como otros productos, que el negocio del pueblo no dispone, como es el caso de muchos pequeños pueblos italianos que carecen de tiendas, negocios y comercios capaces de abastecer todo tipo de necesidades alimenticias, higiénicas, sanitarias o de servicios.

No es justo que en las grandes ciudades las personas disponen de la mayoría de productos variados ya que hay abundancia de negocios, pero en los pueblos donde hay esta carencia, se permita que los ayuntamientos hagan abuso de poder imponiendo la compra local no dictaminada del decreto, y sin proporcionar un servicio alternativo como el servicio a domicilio u otro. Dado que en el decreto no hay una limitación tan drástica para este tipo de necesidades como es la de comprar, y como decimos se ha convertido en una segregación no tutelada que afecta negativamente a la gente que vive en muchos pueblos.

FUGA NOCTURNA DE LA CUARENTENA TREN MILANO Y REPRESALIAS

CORONA VIRUS: la real situación en Italia gente cuarentena mascarilla pánico coronavirus transporte fuga

Uno de los episodios más relevantes en el cual se ha visto la falta de responsabilidad de los italianos ha sido la noche del 8 de marzo, en particular en la zona de Milán, donde se filtró una información ministerial del nuevo decreto en el cual se informaba de las nuevas medidas de contención que se iban a llevar a cabo el día siguiente por la mañana.

En estas nuevas medidas se ampliaba la zona de cuarentena a todas las regiones afectadas del norte, incluso Milán. De tal manera se iba restringir la viabilidad ciudadana, y el consecuente cierre de los medios de transportes de entrada y salida de las regiones.

Apenas se filtró la comunicación a media noche, las estaciones de trenes en la zona de Milán y demás regiones fueron asaltadas por miles de ciudadanos agitados y en pánico, con la intención de coger los últimos trenes antes de la cuarentena prevista para la mañana siguiente, con dirección al sur, Puglia, Bari, ect.

Esta reacción que aparentemente puede señalar un instinto de sobrevivencia ante una amenaza y el miedo social a la reclusión en una zona por un tiempo no definido, resulta incomprensible e inaceptable considerando que estas personas son posibles agentes de transmisión viral del Covid-19. La falta de responsabilidad y solidaridad que estas personas han demostrado no tener límites.

FALTA DE ABASTECIMIENTO DE MASCARILLAS Y GUANTES, AGOTADA LA AMUCHINA

CORONA VIRUS: la real situación en Italia gente cuarentena mascarilla pánico coronavirus desinfectante papel higiénico

Por el pánico creado, todos los productos para evitar la contaminación como las mascarillas, guantes y un tipo de desinfectante muy conocido en Italia, rápidamente se agotaron.

De consecuencia a esta falta de suministros sanitarios, algunas comunidades chinas han demostrado solidaridad que es rara ver en los italianos, proporcionando gratuitamente miles de kit de mascarillas a la población y no solo, sino también a servicios de policía, bomberos y entes públicos de sanidad como hospitales.

NO SE RESPETAN LAS NORMAS HIGIÉNICAS ACONSEJADAS NI DE CONTENCIÓN NI DE DISTANCIA

En la ordenanza del 20 de marzo, se ha oficialmente limitado las actividades lúdicas y recreativas al aire libre, con la excepción de la actividad física siempre que se haga en solitario, cerca de la residencia y manteniendo las distancias recomendadas mínimas de solo un metro, (a considerar que los estudios científicos en EE.UU y otros países han declarado que el virus resulta activo y contagioso hasta 1,80 metro, y otros estudios realizados en China indican que es activo hasta más de 4 metros y medio en un arco de tiempo de más de 20 minutos).

A pesar de las medidas del decreto y las recomendaciones publicas de algunos entes, las normas higiénicas, de contención y distancia siempre en Italia siguen sin ser respetadas.

Un claro ejemplo es la cantidad de personas de continúan a pasear y hablar por las calles, niños que siguen jugando por las vías y en los parques durante horas y jóvenes que se agrupan para hacer el botellón y no tan jóvenes, como fue el caso de hace unas semanas donde un grupo numeroso de ancianos se reunió para hacer una fiesta y días después unos 40 resultaron positivos.

También hay muchos casos de personas que no respetan la cuarentena, y se trasladan el fin de semana cuando no trabajan, a su segunda casa en la playa o en la montaña. En la ordenanza del 20 de marzo se prohíbe desde el 21 trasladarse a la segunda casa por unos días.

Sin contar que en los supermercados, las distancias no se respetan ni el tiempo de espera de cada grupo necesario para que el virus no sea activo y contagioso para los demás que pasan después a comprar, como los estudios indicaban.

INCONGRUENCIAS EN LAS MEDIDAS DE CONTENCIÓN

En Toscana se ha permitido la fabricación excepcional de mascarillas a todas las fabricas capacitadas, permitiendo su producción y utilización aunque si no tienen la denominada certificación CE que asegura una garantía de seguridad y calidad.

De hecho ha ocasionado estafas y fraudes por parte de empresas que se decían ser capacitadas para realizar las mascarillas solo para coger las subvenciones gobernativas, sin contar que ha habido muchas criticas sanitarias por la escasa cualidad y efectividad de las mismas.

Rápidamente el gobierno activó el “smart working” para sus funcionarios sin considerar a los demás trabajadores. Posteriormente fue recomendado para todos pero solo cuando la situación se deterioró de manera irreversible.

La más reciente y absurda incoherencia del último decreto italiano, es la apertura de algunos de los servicios no esenciales, en este caso por más desatinado que parezca, los servicios elegidos para poder recomenzar el trabajo han sido las librerías, papelerías y tiendas de artículos para bebés y niños.

Evidentemente al gobierno italiano no se le ha ocurrido que era más importante la apertura de las industrias de producción, como ha ocurrido en España que en este caso han tenido mayor sentido común y han reabierto algo principal para la economía del país y no un servicio totalmente prescindible y de fácil sustitución con los medios digitales actuales y de servicios a domicilio.

Muchos ayuntamientos activaron ordenanzas internas y autónomas que no respetaban el decreto oficial ministerial, tanto por intereses económicos internos como es el favorecer los negocios locales o como un intento extremo de contener la emergencia a su manera, pero sin proporcionar soluciones alternativas para que las personas que viven en esos ayuntamientos no sufran las consecuencias económicas y sociales.

Hasta ahora, el porcentaje de victimas ha subido de manera proporcional a su difusión, pero hay que tener en cuenta que el pico aun no ha sido alcanzado y que cuando esto ocurra, la mayor parte de la población habrá sido contagiada, por lo que llegando a este punto solo cabe una mejoría de la situación como está ocurriendo en China donde la mitad de los contagiados ya se han curado y ha disminuido el numero de casos de contagios y de victimas.

Hay también que recordar que el Covid-19, a pesar de las noticias escandalosas que utilizan el virus como una noticia más, de la cual sacar provecho a coste del miedo y de la degeneración social de la población, este no afecta de manera importante ni muchos menos letal a la mejoría de personas que no se encuentren con precedentes problemas cardíacos y respiratorios relevantes o se haya superado una edad en la cual se requiera más atención a todo tipo de enfermedades que puedan empeorar la condición física y de salud.

Aunque parezca que las medidas extremas son las más acertadas, se está demostrando que no es así, de hecho las medidas adoptadas han sido impulsivas y poco eficaces. Cuando las medidas se realizan sin sentido ni control pueden ocasionar mayor daño que el potencial peligro que intentan contener. Hay muchas críticas en Italia por la falta de una asistencia sanitaria de calidad. Las autoridades sanitarias se han visto superadas por esta crisis, y ha evidenciado la carencia efectiva y practica a la hora de resolver los problemas tanto de logística, organización y de abastecimiento.

Lo que si es necesario considerar, aceptar y actuar, son todas las medidas de contención establecidas por el decreto como también esas dictaminadas por el sentido común de cada uno, que se espera tener en estas situaciones, aunque hemos visto su grave carencia durante toda esta crisis sanitaria de parte de la organización gobernativa como también de los mismos italianos.

NOTICIAS CHOC: “CUARENTENA NEWS” ITALIA

SACERDOTE PILLADO CELEBRANDO LA PASCUA CLANDESTINAMENTE

Un sacerdote de Formia (Italia) denunciado y multado con 500 euros de sanción por infringir la ley impuesta del decreto de cierre total de los servios públicos y religiosos.

El sacerdote del pueblo, se encontraba celebrando la Pascua junto a algunos fieles que habían asistido a la misa, a pesar de la prohibición de celebrar públicamente las misas en toda Italia. Además los asistentes junto al sacerdote eran carentes de mascarilla obligatoria por la normativa y evidentemente en el momento de la Eucarestía no han respetado la distancia de seguridad impuesta.

Por el video de un chivato que lo había grabado con el teléfono, también los fieles han sido reconocidos, y a su vez multados por no respetar las normas de contención y convertirse en posibles foques de contagio.

ABUELA DE NOVENTA AÑOS FABRICA MÁS DE 10000 MASCARILLAS CON SOLO UNA MAQUINA DE COSER A PEDALES

La señora Antonietta está pasando la cuarentena con su conocida y vieja maquina de coser, cosiendo rudimentarias mascarillas que las ha ido regalando a diversas asociaciones, llegando a la cifra desorbitante de más de 10000 mascarillas producidas hasta el momento. La impresionante productividad y generosidad de la anciana ha sido alagada por toda Italia, superando al gobierno que no ha repartido mascarillas a la población hasta pocos días antes de la Semana Santa.

60 FAMILIAS AISLADAS DE LA CUARENTENA SIN SERVICIOS DE AGUA

Algunas familias de un pueblo italiano ( Borgo Tressati, Foggia) llevan más de tres meses sin agua, a pesar de las quejas ignoradas por su ayuntamiento, por lo que se vieron obligados a abastecerse en una fuente en otro pueblo vecino.

Durante estas semanas de cuarentena, dada la restricciones y el obligo de permanecer confinados en el proprio ayuntamiento de residencia, estas 60 familias se han visto forzadas a infringir la ley y clandestinamente superar los confines de su ayuntamiento y ir al pueblo vecino para abastecerse de agua, dado que su ayuntamiento no le había dado alternativas ni antes ni después de la cuarentena.

¿TE HA PARECIDO INTERESANTE ESTE ARGUMENTO? SI QUIERES COMPARTIR TU OPINIÓN Y ALGÚN CONSEJO, DÉJANOS TU COMENTARIO!


CORONA VIRUS: la real situación en Italia CORONA VIRUS: la real situación en Italia CORONA VIRUS: la real situación en Italia CORONA VIRUS: la real situación en Italia CORONA VIRUS: la real situación en Italia CORONA VIRUS: la real situación en Italia CORONA VIRUS: la real situación en Italia CORONA VIRUS: la real situación en Italia